C&A, cuestión de marketing estratégico

C&A, cuestión de marketing estratégico
  • C&A se ha visto obligada a cerrar su tienda de la Gran Vía madrileña.


  • La firma holandesa ha fallado a nivel de marketing estratégico.

C&A, la compañía holandesa de moda, no atraviesa su mejor momento en el mercado español, y es que se han visto obligados a cerrar su establecimiento situado en plena Gran Vía madrileña porque “no era rentable”, según señalaron desde la propia marca. El gran complejo, que tenía una superficie de 2.500 metros cuadrados, abrió sus puertas al público en octubre de 2013. Sin embargo, tan solo tres años han bastado para que la firma textil vea frenadas sus aspiraciones.

C&A se ha visto obligada a cerrar su tienda de la Gran Vía por no ser rentable Clic para tuitear

Casualidad o no, este hecho coincide con la llegada de uno de sus principales competidores a la zona, Primark. Su nuevo y gigantesco establecimiento supuso un auténtico revulsivo para el centro turístico de Madrid, que asistía impotente al cierre de muchos locales emblemáticos por el auge de la crisis. A pesar que desde C&A se han dado prisa en desmentir esta relación, “es algo que no ha resultado determinante”, lo cierto es que con la llegada de la firma irlandesa sus resultados no dejaron de caer.

Desde la firma holandesa insisten en quitar hierro al asunto, “abrir y cerrar locales forma parte del negocio del retail” han asegurado. Lo cierto es que ya solo les queda una tienda en la zona centro de Madrid, situada en la calle Conde de Peñalver número 8, y aunque desde la cadena no descartan abrir otros establecimientos de momento no tienen ninguna operación cerrada.

El cierre de la tienda de C&A coincide con el buen momento que atraviesa Primark Clic para tuitear

En C&A cuentan con más de 2.000 establecimientos en 23 países y cerca de 60.000 empleados en todo el mundo. Si bien es cierto que en los dos últimos años se han mantenido en pérdidas, siendo de 41,1 millones en 2014 y de 10,6 millones en 2015. Estos datos contrastan por completo con su competidora Primark, que mantiene un crecimiento exponencial pese a los años de la crisis económica, hasta situarse en la cadena que más número de compradores tiene en nuestro país, con un total de 8,9 millones.

Esto se debe principalmente a que C&A no ha sabido adaptarse al nuevo mercado. A nivel de marketing estratégico, Primark ha sabido dar con la clave de su negocio, conoce a sus clientes y les ofrece exactamente lo que buscan, manteniendo siempre su principal característica, los precios low cost. Sin embargo no solo de precio va el asunto, ya que sino cómo explicaríamos el repunte de otras cadenas como Zara o H&M.

Está claro que la firma holandesa debe reestructurar sus estrategias de negocio, segmentar a sus clientes, conocer sus gustos y averiguar cuáles son sus hábitos de consumo, así como conocer qué imagen tienen de su imagen de marca.



C&A debe conocer a sus clientes, sus gusto y sus hábitos de consumo si quiere sobrevivir Clic para tuitear

Si ofreces al cliente aquello que quiere, volverá. Pero nos encontramos en un mercado tan dinámico, que tan solo tres años han bastado para que Primark se quede con toda la tarta. Ahora solo depende de C&A volver a situar sus establecimientos al nivel que le corresponde.