¿Se valora realmente al departamento de comunicación?

Comunicación corporativa
  • La irrupción de las redes sociales ha propiciado un nuevo canal de comunicación muy importante.


  • El gran escollo al que hacen frente con más frecuencia es la gestión de riesgos reputacionales.

La importancia que departamentos como el de recursos humanos, financiero o tecnológico tienen en una empresa es por todos conocido. Pero, ¿qué pasa con el de comunicación?

Tradicionalmente se asocia su labor a la mera relación con medios de comunicación o agentes externos a las empresas o, sobre todo cuando se produce una crisis de comunicación. Pero hay que poner en valor su función de puertas para dentro de la empresa valorándolo también a nivel interno y es que hablamos de un departamento que está adquiriendo cada vez mayor rol en el mercado y saber potenciarlo es clave para la buena marcha de la empresa.

El departamento de comunicación está adquiriendo cada vez mayor rol en el mercado Clic para tuitear

La comunicación se convierte en el eje central sobre el que giran las relaciones humanas y, por consiguiente también laborales, con nuestros clientes, nuestros jefes, compañeros… Por ello es fundamental saber comunicarse. Porque se trata de un departamento muy importante no solo para llegar a nuestros clientes sino también a nuestra propia plantilla.

Además, resulta difícil de entender que una compañía no valore a su departamento de comunicación, cuando esta actúa como imagen de la empresa ante el mercado y se encarga de gestionar la imagen de marca y reputación. Una buena solución para construir una comunicación con los trabajadores es tener muy arraigados la misión y los valores de la empresa, de modo que sean capaces de transmitirlos en todo momento y afianzar así los lazos de unión entre empresa y trabajador.

El departamento de comunicación debe tener muy arraigado la misión y valores de la empresa Clic para tuitear

Crisis reputacional

Puede parecer un trabajo fácil pero en realidad no es nada sencillo. Por poner un ejemplo, uno de los escollos más frecuentes a los que el departamento de comunicación tiene que hacer frente es a la gestión de riesgos reputacionales y es que pensar que a lo largo de su historia una empresa no va a sufrir una crisis es de ingenios. Ante sucesos como éstos, es importantísimo construir una buena imagen de marca y reputación desde dentro y antes de que cualquier dificultad pueda echar por tierra la imagen de la empresa. Todos nos acordamos del caso Hawkers con el piloto de Fórmula Uno, Sergio Pérez, y su desafortunado comentario sobre el muro que Trump quiere construir en México.

El escollo al que tiene que hacer frente con mayor frecuencia el departamento de comunicación es la gestión de riesgos reputacionales Clic para tuitear

Impacto de las redes sociales

Hace años gestionar la comunicación de una empresa se limitaba a la redacción y envío de notas de prensa o comunicados. El canal era únicamente el papel y el envío a través de correo ordinario o electrónico. Pero los tiempos han cambiado y la irrupción de las redes sociales ha propiciado un nuevo canal de comunicación muy importante en plena era digital. Precisamente, del impacto de estos avances tecnológicos nacen nuevas preocupaciones para los departamentos de comunicación que se ven obligados a trabajar con coordinación, consistencia e inmediatez ante la saturación de información y datos existentes y ante la exigencia de inmediatez por parte de los usuarios. Con el riesgo que ello conlleva. Ya lo dice el refrán “despacito y con buena letra”.

La irrupción de las redes sociales ha propiciado un nuevo canal de comunicación muy importante Clic para tuitear



Podríamos enumerar muchos más ejemplos pero el análisis sería el mismo: es fundamental valorar como se merece al departamento de comunicación ante los múltiples contratiempos que pueden surgir a nivel comunicación empresarial y que pueden acabar con la buena reputación a imagen de una empresa.