Los robots mandan en Amazon

Amazon apuesta por la robótica en sus centros logísticos
  • Amazon trae hasta Barcelona un ejército de robots con el objetivo de agilizar el trabajo llevado a cabo en sus centros logísticos.


  • Estos robots se guiarán por sensores o códigos QR y serán totalmente independientes.

Hablar de los robots como enemigos es un grave error, más bien deberíamos hablar como aliados en esta etapa de Transformación Digital que estamos viviendo. Porque la robótica es un sector que ha experimentado un gran crecimiento en un breve periodo de tiempo y por eso no de extrañar que muchas empresas hayan encaminado sus estrategias en invertir en este ámbito.

Es el caso del gigante del ecommerce Amazon que traerá hasta Barcelona un pequeño ejército de robots. El objetivo no es otro que agilizar el trabajo llevado a cabo en sus grandes centros logísticos de la Ciudad Condal.

El futuro almacén del El Prat, que abrirá sus puertas el próximo mes de octubre, se beneficiará de una inversión de casi 200 millones para equipar a esta planta con la robótica más avanzada de toda la UE. España será el cuarto país europeo que adoptará estos autómatas, por detrás de los dos centros que tiene Reino Unido y otro de Polonia. Aunque por el momento el centro ubicado en la localidad madrileña de San Fernando de Henares tendrá que esperar, pues según han declarado desde la compañía este no cuenta con la infraestructura adecuada para su perfecto desarrollo.

España será el cuarto paíse europeo en adoptar la robótica más avanzada de toda la UE Clic para tuitear

¿Cuál será la función de los robots?

Serán más de 3.500 robots que moverán cerca de 50.000 estanterías por una zona de 100.000 metros cuadrados y serán capaces de transportar hasta 1.300 kilos a una velocidad de 1,7 metros por segundo, deslizándose por debajo de la torre de estanterías en la que se almacenan los productos, las levantan y desplazan por el centro logístico.

Estos pequeños robots se guiarán por sensores o códigos QR y serán totalmente independientes, tanto que en el momento en que tienen poca batería automáticamente se autoguían para recargarse y así poder continuar con sus funciones; o en el caso de que algún producto se caiga y estropee durante el recorrido, lo notificarán para ponerle solución.

“Así aceleramos el tiempo de preparación de los pedidos y reducimos las distancias que tienen que recorrer los empleados”, señala Fred Pattje, director de operaciones de Amazon en España e Italia.

¿Están en peligro los puestos de trabajo?

Aunque desde Amazon han asegurado que el trabajo que realicen estos robots, en ningún caso sustituirá al de las personas, es inevitable que surja de nuevo el debate de hasta qué punto afectarán este tipo de tecnología a los puestos de trabajo de los profesionales que trabajan en estos centros logísticos.

Para tranquilidad de todos sus trabajadores, la compañía americana ha insistido en que con estos robots no buscan recortar empleos, más bien todo lo contrario, pretenden facilitar el trabajo de los empleados y mejorar a su vez el servicio de atención al cliente.

Los robots no buscan recortar empleos, pretenden facilitar y mejorar el trabajo de los empleados Clic para tuitear

Y es que el uso de esos robots está justificado en tanto que evita tener que adoptar un sistema de almacenaje por pasillos, el empleado hasta la actualidad, permitiendo almacenar un 50% más de artículos por metro cuadrado, facilitará ofrecer un catálogo más amplio de productos y ejecutar cada pedido en menos tiempo.



Si bien es cierto que asimilar la cada vez mayor presencia de estos pequeños ‘ayudantes’ en las empresas puede ser una tarea ardua y, sobre todo, inquietante, la realidad nos está demostrando que no vienen para quitar puestos de trabajo sino todo lo contario, complementar y ayudar en la medida de lo posible.