El nuevo algoritmo de Google premia el contenido original de periodistas y editores

algoritmo de google
  • Destaca noticias, artículos y reportajes originales


  • Los refritos se diluyen en las páginas de resultados menos visbles

Cada vez que el buscador por antonomasia, el Dios de Internet, hace algún cambio en su algoritmo el mundo entero contiene la respiración.

Google es una ventana al mundo y todas sus acciones están enfocadas a dar respuesta a usuarios y consumidores de la forma más efectiva, eficaz y específica. Hace unos años ya realizó cambios para premiar las webs adaptadas al soporte móvil y penalizar aquellas que no lo estaban.

Ahora Google lo ha vuelto a hacer. Ha anunciado públicamente un cambio de algoritmo que busca premiar el contenido original, es decir, que su objetivo es beneficiar los medios online: El acceso a la información de calidad y de más valor por parte de los usuarios.

Aunque en principio parece que sólo afecta a los medios, las marcas y empresas no se quedan al margen. Google ha dejado claro que la filosofía “los contenidos online importan” tocará a todos.

Contenido original al Top 1

“Recientemente hemos hecho actualizaciones en el ranking y publicado cambios en nuestras guías de búsquedas para ayudarnos a reconocer el contenido original, destacarlo de forma prominente en las búsquedas y asegurarnos de que se quede más tiempo”, ha indicado Richard Gingras, vicepresidente de Noticias.

Así, Google también premia el tiempo, los recursos y el esfuerzo de los periodistas a la hora de crear contenido, especialmente si se trata de un tema “que requiere un gran trabajo de investigación de los hechos y búsqueda en las diferentes fuentes”.

“La búsqueda de Google se creó para proporcionar a todos el acceso a la información. Nuestro trabajo es examinar ese contenido y que encuentre los resultados más útiles posibles”, ha aseverado Gringas. “Con las noticias en particular, siempre buscamos mostrar una diversidad de artículos y fuentes para brindar a los usuarios el mayor contexto y conocimiento posible”, ha añadido en el blog de la compañía.

De este modo, los usuarios encontrarán las noticias más reciente y el contenido original, el que “lo inició todo”, dejando al margen aquellas webs que han copiado dicho contenido.

Si bien antes Google mostraba en primera posición la versión más reciente y completa de la historia, a partir de ahora destacará por encima de todo los artículos que identifique como contenido original, manteniendo estos artículos en primera posición durante más tiempo. Así, el lector podrá tener al alcance la versión original, al mismo tiempo que puede comprobar las noticias más recientes sobre el tema.

¿Cómo sabrá Google qué contenido es el original?

El vicepresidente de noticias de Google ha reconocido que no existe una definición o una manera absoluta para establecer cómo de original es un artículo determinado. Sin embargo, los cambios en su algoritmo valoran diferentes criterios que se mejoran y actualizan de manera constante. “Para ajustar y validar nuestros algoritmos y ayudar a nuestros sistemas a comprender la autoridad de las páginas individuales, tenemos más de 10.000 clasificadores de todo el mundo que examinan nuestro trabajo”, ha explicado Gringas.

Por poner un ejemplo, el algoritmo identificará el origen de una información que se haya viralizado por Internet y que hubiese sido imposible de saber si no se hubise revelado o compartido por la red.  Además, tendrá muy en cuenta la reputación del editor. Esto es traduce en: Premiar los artículos de medios que, por ejemplo, hayan ganado un Pulitzer. “Son una fuerte evidencia de una reputación positiva”, ha apuntado.

Qué supone este cambio

La inmediatez siempre ha condicionado a los periodistas. Con la llegada de Internet y las normas de Google, la generación de noticias basadas en investigación y contenidos más específicos y profundos quedaron, por decirlo suavemente, “casi obsoletos”.

La rapidez a la hora de teclear y dar al botón de publicar ha guiado al periodista en el medio digital por una simple razón: los contenidos fluyen por internet, se hacen y se rehacen una y otra vez, con el fin de conseguir posicionarlo.

Google se ha dado cuenta que este método ha dejando en un segundo plano lo más importante: quién ha descubierto una historia y quién trata el tema en profundidad.

Este nuevo cambio muestra claramente como Google se toma más en serio el contenido de calidad, original y relevante. Que, al final, es lo que consumidores y usuarios realmente valoran.

Apúntate a nuestra Newsletter