Elevator Pitch, la clave del éxito empresarial

El Elevator Pitch o factor diferencial de una empresa comprende todas aquellas virtudes y logros que las diferencian de la competencia. Mantenerlas a lo largo del tiempo se convierte en su principal argumento para liderar el mercado. Apostar por una estrategia de diferenciación parece que les ha funcionado a grandes compañías, aquello en lo que son realmente buenas.

La clave para muchas de estas compañías es detectar que es lo que de verdad las diferencia del resto y trasladar este modelo hasta el último rincón de su empresa, adaptando las innovaciones a la cultura y características de la compañía. Cuando se llega a un nuevo mercado o se lanza un nuevo producto, la estrategia debe regirse siguiendo el modelo de la compañía.

Kodak, Nokia o Reebok son buenos ejemplos de grandes fórmulas que no han sabido adaptarse a los tiempos suficientemente rápido. Las grandes empresas operan mientras el resto sigue pensando qué hacer. Siguiendo esta máxima, veamos algunos ejemplos de estrategias de diferenciación:

IKEA

Destaca por sus muebles de diseño a bajo precio. Su modelo de producción y distribución se centra en reducir costes para ofrecer precios muy competitivos.

APPLE

La palabra que define su éxito es “culto”. Los clientes sienten devoción por sus productos y quieren tenerlos, ser parte del “mundo” de la manzana.

COCA-COLA

La clave es su modelo de distribución. Donde hay una persona con sed, siempre hay cerca algún lugar donde comprar una Coca Cola.

GOOGLE

Más allá de su tecnología e innovación, su modelo comercial es claro y simple. Si pagas, apareces el primero en millones de búsquedas.

AMERICAN EXPRESS

Sus tarjetas son parecidas al resto, pero han creado un sentimiento de pertenencia a un club en el que hay otras muchas ventajas.

NIKE

Su marca y sus diseños han sido importantes, pero también la forma en la que la marca está siempre al lado de los deportistas más importantes del mundo.

P&G

Estudia a sus clientes y lanza continuas innovaciones en sus productos para conseguir que el consumidor siga pagando por ellos aunque sean más caros.

TOYOTA

Apúntate a nuestra Newsletter

Su punto fuerte es su gran control de calidad. Sus coches tienen menos averías que el resto y eso hace que se vendan más.