Faltó estrategia en Madrid 2020

El pasado sábado por la noche fue un día un tanto amargo por la gran ilusión que nos hacía que la capital de España se hiciera con los Juegos Olímpicos de 2020. Tokio fue la elegida, una ciudad con un gran apoyo económico y un plan de infraestructuras muy sólido. Más allá de su idoneidad, nuestra candidatura no convenció a los miembros del COI por muy diversas razones y nuestra estrategia hizo aguas.

Existen muchas posibles explicaciones a nuestra eliminación en primera ronda, aunque sólo los miembros saben cuáles han sido sus razones para su voto. Lo que sí creemos es que nuestra candidatura era al menos tan importante como la ganadora y el equipo humano y los deportistas que fueron allí para defenderla estuvieron a un nivel muy alto.

Sin embargo, parece que la estrategia global del proyecto y de cómo llegar a convencer a los miembros del COI en estos años ha fallado estrepitosamente. Podemos decir que España no ha sabido jugar sus bazas y que el marketing estratégico ha estado ausente de sus movimientos.

A pesar de que nuestra candidatura “vendió” pocos días antes que tenía ganados para la causa a la mayoría de los miembros, la votación dejó a las claras que eran la mitad aquellos convencidos y que incluso la candidatura turca había hecho los deberes a nuestro nivel.

Nuestra candidatura no valoró adecuadamente las debilidades y amenazas del proyecto y finalmente la realidad económica, la geopolítica y algún que otro detalle ahogaron las grandes expectativas creadas. Toca levantarse de la ilusión olímpica y pensar en el futuro, con otros proyectos para España.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here