Se conoce como metodología Scrum al proceso en el cual se aplican una serie de técnicas para favorecer el trabajo colaborativo. Consiste en planificar el trabajo en bloques para poder ir realizándolo y mejorándolo. En esta técnica se realizan una serie de entregas asiduas y sirve para priorizar y planificar las tareas. Este método promueve la innovación y el compromiso del equipo, que logra involucrarse con facilidad.

« Volver al Diccionario de Marketing