“Creemos en el poder de las historias para mover el mundo”

Contenidos del Post

José Antonio Ritoré, Director de campañas de Change.org

El poder de las historias es un poder que lleva cientos de años moviendo el mundo. ¿Y si aprovechar este hecho para conseguir acabar con muchos de los problemas sociales que asolan a la sociedad en nuestros tiempos?

Change.org encontró la solución a esta pregunta en el año 2011 cuando decidió poner en marcha una plataforma que dota al ciudadano de poder para que pueda generar los cambios que quiere, gracias a Internet, y que ha cambiado desde hace tiempo las reglas del juego al convertir en autores de contenidos de peticiones potenciales a cualquier ciudadano. En palabras de José Antonio Ritoré, Director de Campañas de Change.org a FMK-Foromarketing: “hacerle sentir al usuario que tiene más poder del que tenía antes es la misión de Change.org”.

Y las cifras avalan su buena gestión. Hablamos de cerca de 600 campañas creadas a la semana, con una alta tasa de éxito gracias a que detrás de cada problema hay una persona, un importante componente social. Pero también a que detrás de Change.org hay un gran equipo que no se pone medallas, “el éxito de Change.org no reside en nosotros,  sino en los creadores de las peticiones, quienes firman y difunden las campañas” afirma José Antonio Ritoré.

¿Cómo y por qué nace Change.org?

Francisco Polo, CEO y fundador de Change.org, crea Actuable en España en 2010, mientras que Change.org ya existía en EE.UU. Tiempo después del nacimiento de Actuable, y de su éxito, Change.org EE.UU habla con Francisco en 2011 para fusionarse. Una fusión que se hace efectiva en el 2012 cuando Actuable pasa a llamarse en España Change.org.

¿Cuál es la misión de Change.org? ¿Con qué objetivo nace?

El objetivo o misión tanto de Actuable en sus inicios como el de Change.org es la misma: empoderar a cualquier persona para que pueda generar los cambios que quiere en la sociedad. Este es el motivo y la filosofía que nutre y de la que nace la plataforma.

Petición Change.org 1
Campaña autobús del cambio

Una vez recogidas las firmas, ¿para qué puede servir la petición? Porque dices que nace para dar poder de cambio a la sociedad pero no es tan fácil trasladar esas firmas a una ley que dicte sentencia. Muchas campañas no se terminan de materializar.

Change.org no es una plataforma para promover cambios legislativos, porque para eso existen las iniciativas legislativas populares, sino que es una plataforma abierta que te da herramientas y te ayuda a canalizar tus inquietudes a través del cambio. Es importante destacar esta diferenciación para evitar que se cree confusión.

Respecto a la materialización de las mismas, te pongo un ejemplo concreto. Hace unas semanas un matrimonio de mayores sordos firmaron una serie de préstamos hipotecarios para su hijo engañados tanto por éste hijo como por una serie de irregularidades en cuanto a la firma de los prestamos en las notarias. Otro de los hijos del matrimonio decide iniciar una petición para que la entidad financiera que había concedido los préstamos, y que estaba a punto de desahuciar en un plazo corto de tiempo a sus padres por problemas de pagos, les facilite algún modo de no tener que abandonar su vivienda de toda la vida. Eso es una petición dirigida por un ciudadano hacía una entidad financiera por un problema muy concreto. Una petición que va creciendo, que los medios de comunicación hablan de ella, que le da respaldo popular y consigue que la entidad financiera ponga fin al problema que tienen facilitando una solución que satisfaga al creador de la petición y a los afectados.

Entonces, ¿parte del éxito de Change.org es generar presión a cualquier empresa, medio de comunicación, ente social etc., para conseguir que modifiquen su conducta?

El éxito lo deciden siempre los creadores de las peticiones, quienes firman y difunden las campañas, no Change.org, porque como tal no creamos campañas propias si no que apoyamos a las campañas de personas. Digamos que lo que hace feliz al equipo que trabaja en Change.org es que la mayor cantidad de personas que deciden dar el paso de iniciar una recogida de firmas, de movilizarse en redes sociales o también en el ámbito físico, ganen sus campañas. Eso significará que más personas son felices porque han conseguido su objetivo. Independientemente de que gane o no la campaña, el mero hecho de haber decidido poner en marcha una, para nosotros es una satisfacción.

El éxito de Change.org reside en los creadores de las peticiones, quienes firman y difunden Clic para tuitear

¿Cómo es la metodología para poner en marcha una campaña?

Es muy sencillo. Solo hace falta entrar en la web, directamente verás un botón que te permite iniciar una petición. En todo momento la plataforma te va guiando por el proceso, te da una serie de recomendaciones sobre el título, te ayuda a escoger a quién va dirigida la petición (ministro, entidades, etc.) y te va guiando en un proceso de creación que es muy intuitivo y muy sencillo, que se termina en cuatro pasos. A partir de ahí el usuario tienen creada su petición con un enlace que te permitirá empezar a moverlo y compartirlo con medios de comunicación o con tus contactos en redes sociales.

Campaña croquetas ilegales
Campaña croquetas ilegales

¿La social es entonces una de las temáticas que tienen mayor fuerza? ¿Es la clave para que una campaña sea viral?

De las muchas campañas que se crean evidentemente aquellas que tienen una historia detrás, que cuentan con un importante componente social, y que tienen una teoría del cambio son las que tienen más posibilidades de triunfar. Porque las personas sienten que apoyando a esa petición que ha hecho esa persona se va a generar cambios. Al final nosotros nos movemos por lo que les pasa a otras personas. El poder de las historias es un poder que lleva cientos de años moviendo el mundo, cuando sentimos empatía por los demás decidimos ayudar. A esto hay que sumarle que, a diferencia de hace años, hoy en día contamos con la ayuda de Internet.

Campañas con un importante componente social tienen más posibilidades de triunfar Clic para tuitear

Tal como lo cuentas parece fácil cambiar las cosas en Internet. ¿Lo es de verdad? ¿Ayuda el hecho de que se llega más fácilmente a una audiencia o se puede conseguir mayor difusión?

Está claro que Internet es una oportunidad gigante que antes no existía. Hace años se tenía solamente las cartas al director en los medios de comunicación o las llamadas del oyente, o directamente te dirigías a las entidades que querías que generaran algún cambio a través de sus departamentos de atención al cliente. Pero Internet ha cambiado desde hace tiempo las reglas del juego porque convierte en autores de contenidos de peticiones potenciales a cualquier ciudadano. Es evidente que tanto para los medios como para las instituciones cambia totalmente el escenario y la forma de interactuar, lo que hace que las relaciones se equilibren quizás más de lo que se daba antes.

Hablando de los medios de comunicación, y citando unas palabras tuyas “Las redes son el camino, pero para los grandes temas necesitas a los medios y los agentes sociales”. Respecto a los medios de comunicación, ¿Cómo es vuestra relación? Porque al fin y al cabo se os puede considerar también un medio de difusión: generáis contenido y lo difundís, vía internet, llegando a una gran audiencia.

Los medios son un gran aliado para los creadores de las peticiones porque van a hacer que sus mensajes lleguen lejos y a más gente, entre ellos, las personas que pueden decidir sobre su petición. Por eso la forma en la que trabajamos es básicamente desde el departamento de comunicación, centrado en los usuarios y en hacer llegar las historias de sus peticiones a los medios de comunicación porque consiguen generar climas de opinión, tener una influencia en los ámbitos de decisión y al fin y al cabo lo que vemos cada día en Change.org son escenas de historias  que son susceptibles de ser noticia.

Los medios de comunicación son nuestros grandes aliados para difundir todas las campañas Clic para tuitear

Según cuentas trabajáis mucho en función de los datos personales, los perfiles y los gustos o preferencias de los usuarios para promocionarles determinadas campañas. ¿Hablamos del Big Data?

Efectivamente. Si tú has mostrado interés y has firmado una campaña, con una determinada temática, lo más probable es que la próxima vez que recibas una campaña sea de algún tema relacionado con ese en concreto. Lo que se busca es que la experiencia del usuario sea lo más satisfactoria. Si a alguien no le interesan los temas de educación y nunca ha firmado una petición en relación a éste, es muy difícil que reciba peticiones relacionados con temas de educación.

Hablemos un poco sobre la privacidad de datos y el tema de la duplicidad de firmas. Una misma persona puede firmar desde diferentes correos, con lo cual la relación entre usuario firma no cuadra mucho. Hay muchas personas que, precisamente, por este hecho desconfían de la validez de las campañas. Me gustaría que explicaras cómo trabajáis el tema de la validez y contabilización de firmas.

Nosotros a los usuarios les pedimos pocos datos porque como te digo no es nuestra misión generar una iniciativa legislativa popular en la que tengas que meter tu DNI, dirección y una serie de datos personales. Respecto a la duplicidad lo que tiene Change.org es un sistema de verificación que lo que hace es alertar cuando están llegando muchas firmas de una sola IP o cuando puede haber un robot o una araña intentando generar firmas hacía una campaña determinada. Ahí hay una serie de barreras y herramientas tecnológicas, desarrolladas del equipo de EE.UU, que son las que intentan hacer que sea lo más fiable posible. Pero siempre teniendo en cuenta que Change.org no es una plataforma de iniciativa popular ni de consulta oficial, si no de empoderamiento del usuario.

¿Os consideráis una plataforma solidaria?

Hay campañas que se pueden considerar solidarias o no, depende de cómo consideres que el adjetivo solidario concuerde con el tipo de petición o de iniciativa, porque lo que para una persona es importante no tiene porqué serlo a otras. Hay gente que su vida y su pasión pueden ser las series o la pesca y para otros puede ser la acogida de refugiados o la paralización de desahucios. Hay entra en juego un abanico muy amplio de posibilidades.

Y dentro de este abanico de posibilidades. ¿Cuál ha sido la petición que en menor tiempo ha adquirido una mayor repercusión?

Quizá la que más rápido ha crecido de las últimas campañas y que todavía está todavía en ebullición es una petición que inicia Isidoro, un joven de 14 años de Cádiz, contra la reválida de la nueva ley de educación. Ha conseguido movilizar a miles de personas y ahora mismo está en 700.000 apoyos porque es un tema que ha generado mucha discusión en todos los ámbitos (medios de comunicación, calle, etc.) porque afecta a muchas personas que están descontentas.

Campaña Isidora
Campaña Isidora

¿Cómo se financia y gestiona Change.org?

Change.org es una empresa social cuya sostenibilidad de la plataforma hasta hace muy poquito ha estado basada en la publicidad. Cuando la gente firmaba campañas les aparecía publicidad de las ONG’s españolas, los principales anunciantes de Change.org. Desde hace muy poco, y de cara al futuro, el modelo de sostenibilidad ha girado para centrarlo en el usuario. Hemos puesto en marcha un programa de socios como el de algunos medios de comunicación, con una serie de contenidos exclusivos para esos socios, hay otro modelo que se llama ‘patrocinio de peticiones’ que consiste en que cualquier persona puede aportar dinero para que una petición se enseñe a más usuarios; y hay una tercera línea enfocada para que los usuarios de las campañas puedan hacer crowfunding entre sus firmantes y que si necesitan o quieren poner una publicidad en un periódico o imprimir unos folletos puedan hacer una campaña de recogida de fondos a través de Change.org.

En España hay una gran conciencia respecto al emprendimiento social Clic para tuitear

Vosotros ayudáis a los demás, pero ¿a vosotros quién os ayudó en los inicios?

Change.org actualmente, y también en sus inicios, ha tenido algo que en EE.UU es muy habitual, lo llamanbussines angels’, y son inversores entre los que están los grandes filántropos en EE.UU como Bill Gates o Pierre Omidyar, fundador de Ebay. Ellos siguen siendo todavía inversores y están interesados en el proyecto de change.org.

¿Quieres recibir nuestra recopilación semanal de noticias?

Le informamos que los datos de carácter personal que me proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por RMG & ASOCIADOS S.L como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que solicitamos es para gestionar el alta a esta suscripción y remitir boletines periódicos con información. Legitimación: Consentimiento del interesado. Como usuario e interesado le informamos que los datos que no facilitas estarán ubicados en los servidores de Mailchimp (proveedor de email marketing de RMG & ASOCIADOS S.L) fuera de la UE en EEUU. Mailchimp está acogido al acuerdo EU-US Privacy Shield, cuya información está disponible aquí, aprobado por el Comité Europeo de Protección de Datos. Ver política de privacidad de Mailchimp.



Hablando de emprendedores, ¿crees que en nuestro país realmente se ayuda al emprendedor?

Lo que te puedo decir, desde mi experiencia personal, es que desde luego el ecosistema del emprendimiento tecnológico tiene más apoyo, o generalmente ha tenido más apoyos, en países como EE.UU que en España. Si hablamos de emprendimiento social, que es en el que nos ubicamos nosotros, hay mucha mayor conciencia y hay una mayor tradición de filantropía en España que en EE.UU, porque durante años se ha fomentado que la sociedad civil de algún modo participe.

Dices que no te sientes con autoridad para aconsejar a un emprendedor lo que tiene que hacer pero ¿me podrías definir en pocas palabras las cualidades que debe tener un buen emprendedor?

Es fundamental que todo emprendedor tenga una buena idea, se la crea y la ejecute. Estas son las cosas que yo he visto en emprendedores y me han gustado. Gente que en un momento dado ha tenido una idea, la fuerza, energía, pasión y talento para lanzarse y rodearse de la gente adecuada para hacerla funcionar.