La fuerza del pensamiento lateral

    Como recordaréis hace algunos años Kotler y de Bono nos acercaron al mundo empresarial este nuevo término de gestión, cuya forma de actuar es un tanto provocativa y, a la vez, creativa. Pero, ¿en qué consiste el pensamiento lateral? Podemos decir que es una nueva forma de enfocar el proceso en la toma de decisiones y de actuar, consistente en no seguir los patrones lógicos que nos indica el pensamiento vertical o tradicional.

    En una sociedad donde nos cuesta efectuar cambios y ver la realidad desde otros prismas, enfocar las soluciones desde un punto de vista lateral nos permitirá descubrir nuevas directrices y caminos que tradicionalmente nos estarían vedados en nuestro cerebro.

    Estamos acostumbrados a crear patrones de conducta y seguirlos permanentemente; de hecho, una buena prueba de esto la tenemos leyendo el libro de “¿Quién se ha llevado mi queso?”. Os aconsejo desde estas líneas, que empecemos a innovar en nuestras formas de actuar y de ver las cosas desde un ángulo distinto para conseguir una ventaja competitiva sobre los demás.

    Mi experiencia como profesional del Marketing me indica día a día que el mercado es más exigente y nos plantea nuevos retos, por ello debemos diferenciarnos de los demás, empezar a pensar de forma lateral, y no nos debe importar cometer fallos al principio ya que éstos forman parte de la cultura de la innovación. El Marketing y la Comunicación son dos áreas donde la creatividad adquiere un gran protagonismo y el pensamiento lateral es un campo de cultivo donde poder abrir nuevas miras en la búsqueda de nuevos caminos y horizontes.