UNO DE CADA CUATRO PRODUCTOS DE NUESTRA COMPRA SON MARCAS BLANCAS

España es el cuarto país de Europa con mayor proporción de marcas blancas en el mercado, y es que si nos fijamos en los carritos cuando vamos al súper son cada vez más lo que contienen productos con marcas de distribuidores. El bajo coste que presentan estos artículos, dado en parte por el ahorro en publicidad y marketing, y la mayor percepción por parte del cliente de la calidad de los mismos han elevado su presencia a un 26% del total de la compra. Y es que marcas como Mercadona o Día cuentan ya con un 47% y un 56%, respectivamente, de productos de este tipo.

 

Desde Foromarketing pensamos que potenciar la marca propia debe ser el primer objetivo que una empresa debe tener en mente. Expertos en marketing coinciden en la idea de que la creación de marcas blancas es un buen sistema para incrementar el volumen de venta, pero no hay que dejar en el olvido el nombre original de los productos, bajo el que se ha ganado la confianza de los consumidores, que ahora se adquieren por menos coste.