EL GRUPO NESTLÉ PASA A LA OFENSIVA EN LOS SUPERMERCADOS DE GRANDES DESCUENTOS

El grupo suizo, reforzará su presencia en España, Francia, Portugal y Grecia con el objetivo de pasar a una velocidad superior en sus ventas, no contentándose con vender una o dos referencias de pequeños potitos en Lidl, sino que se propone colocar en las estanterías nada menos que 65 referencias. Lo que supone pasar del actual 5% de las referencias totales en tiendas al 8%.

Como podemos observar a las grandes empresas “no se le caen los anillos” por crear marcas blancas de sus productos, si esta nueva estrategia de marketing evita el no perder competitividad.