El poder de las “skills” para los negocios

soft skills
  • Ser sociable, puede valer más que un máster para las empresas


  • Las empresas están empezando a tomar conciencia de la importancia de estas cualidades

Ser sociable, puede valer más que un máster para las empresas. Pese a que las cualidades sociales no son un parámetro apreciado a la hora de contratar a personas, sí que es un factor determinante a la hora de decantarse por uno u otro candidato. Así lo puso de manifiesto el director de Galp para España, Nuno Moreira, durante la jornada organizada por Cuatrecasas, Women in Business.

Las cualidades sociales son un factor determinante para decantarse por un candidato. Clic para tuitear

Cada vez más, las denominadas soft skills son más valoradas y puestas también de relieve para las universidades. Aunque según informó Moreira, 9 de cada 10 contrataciones se hace por el coeficiente intelectual, pero en los despidos, el factor determinante es la actitud.

Dicho esto, cabe pensar que las empresas están empezando a tomar conciencia de la importancia de estas cualidades. María Garaña, vicepresidenta de Microsoft para EMEA, opina por propia experiencia que en ocasiones, gente sin títulos le ha sorprendido más que gente con ello y que aunque la formación es un punto importante, las habilidades sociales son vitales para la escalada profesional. A juicio de Garaña, y aunque pensarse lo contrario, también en el ámbito de la tecnología, donde las habilidades técnicas son más fuertes, la diferencia la marca las denominadas skills.

De lo que se queja la responsable de Microsoft es de la falta de capacidad de muchos ingenieros para comunicarse con los clientes. Están muy acostumbrados a tratar en términos muy técnicos entre ellos, pero cuando un cliente se enfrenta al proceso de compra necesita que le expliquen por qué necesita el producto.

Las denominadas soft skills son más valoradas y puestas de relieve. Clic para tuitear

Las empresas se han dado ya cuenta de la importancia de estas habilidades y buscan perfiles cualificados en las nuevas contrataciones. Jorge Badía, director general de Cuatrecasas, insistió, según varios informes en que más de la mitad de los actuales empleos, demandan este tipo de habilidades sociales. “Está previsto que en 2020 estas competencias sean las más buscadas por las empresas”, expresó.

En este sentido, la capacidad de comunicar estaría en lo más alto de las exigencias de las empresas. Para Nuno Moreira, la facilidad para conectarnos con las personas, empatizar y adaptarnos a comunidades muy diferentes es un valor en alza. Por eso, la forma de funcionar de muchas empresas, se ha transformado. Por ejemplo, para Carmen García, directora de soluciones cognitivas de IBM para el sur de Europa, “el nuevo marketing es sobre la gente, lo que conecta a las personas es tener una idea común”.

La capacidad de comunicar estaría en lo más alto de las exigencias de las empresas. Clic para tuitear

Esta nueva forma de proceder exige igualmente una novedosa forma de afrontar el conflicto en la que las mujeres juegan un papel crucial. Beatriz González, fundadora de Seaya Ventures, apuesta por que sean las mujeres las que definan en la empresa cómo tiene que venderse porque son en la mayoría de casos las que toman las decisiones de compra.

González apela igualmente a “la buena actitud”, que es lo que favorece que los consumidores se decanten por una cosa u otra y pone de ejemplo a este respecto a la startup española Cabify.

La capacidad para desarrollar habilidades sociales en el entorno de trabajo es también una herramienta para desarrollar el negocio. La cultura empresarial es decisiva para que la gente se sienta cómoda y no existan conflictos laborales.

Para tal fin, Moreira puso el foco sobre la inteligencia emocional. Un factor de éxito que tiene más peso que el coeficiente intelectual.

La inteligencia emocional, un factor de éxito que tiene más peso que el coeficiente intelectual. Clic para tuitear

 

2 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here